Nº Reg. Sanitario: C-32-001094

Temas

Fisura anal: ¿qué es y cómo se trata?

11/03/2021 · Fisura anal

El tejido mucoso que recubre la parte superficial del ano puede sufrir daños o desgarros. Una fisura anal es una úlcera que se puede producir por diferentes motivos en este tejido del conducto anal y que provoca dolor al paciente que la sufre. En la clínica del doctor Alberto Parajó somos especialistas en el tratamiento de este tipo de problemas médicos y cuestiones como las fisuras anales, las hemorroides o las fístulas anales son tratadas a diario.

¿Cómo identificar una fisura anal?

Si tienes molestias en el ano y crees que puedes tener una fisura anal, lo ideal es contactar con un especialista en estas cuestiones médicas relacionadas con el aparato digestivo o la proctología. En todo caso, hay una serie de síntomas que te pueden ayudar a identificar por lo que estás pasando. Si bien es cierto, los síntomas e intensidades de los mismos pueden variar de un paciente a otro.

Por norma habitual, los síntomas más comunes en toda fisura anal son los de aparición de sangre en las heces, las grietas en el ano detectables a simple vista, el dolor tras defecar y el picor en la zona externa del ano. Normalmente las cuestiones relacionadas con las fisuras anales, cuando no estamos hablando de episodios graves, suelen requerir de una buena higiene y se cicatrizan por sí solas en poco más de un mes o mes y medio.

Podemos diferenciar dos tipos de fisuras anales dependiendo de las características de las mismas. Por un lado, están las fisuras anales primarias, que son las más comunes en pacientes sanos y a menudo tienen que ver con una mala cicatrización en la zona. Y por el otro lado, podemos hablar también de fisuras anales secundarias, cuya aparición se da en personas que ya padecen de alguna enfermedad relacionada con el aparato digestivo como puede ser la enfermedad de Crohn. Incluso dentro de este grupo secundario podemos distinguir entre las fisuras anales crónicas, cuando hablamos de algo más de carácter permanente y las fisuras anales agudas para casos que revisten de gravedad.

Causas y tratamiento

Los motivos que llevan a la aparición de algo tan común como una fisura anal pueden ir desde las prácticas sexuales o enfermedades de transmisión sexual, a otro tipo de enfermedades relacionadas con el aparato digestivo como Crohn, la colitis ulcerosa o el estreñimiento o diarrea crónicos. A veces también pueden aparecer fisuras anales en mujeres en el momento del embarazo, parto o durante el postparto.

En la cínica del Doctor Alberto Parajó Calvo te ayudaremos con el tratamiento de este incómodo problema médico para reducir las molestias y hacerte el proceso de cicatrización de la herida mucho más llevadero. La higiene, la aplicación de pomadas o las inyecciones de toxina botulínica pueden ser una forma de tratar este tipo de fisuras.

En casos agudos, el Doctor Alberto Parajó también cuenta con todo lo necesario para un tratamiento quirúrgico que se realiza bajo anestesia local y para el que no es necesario el ingreso hospitalario. El postoperatorio es sencillo y en dos horas el paciente ya puede levantarse y hacer casi vida normal.

¡Compártelo!

Contacte con el Dr. Alberto Parajó Calvo

Si desea más información sobre este tipo de dolencias o quiere pedir una cita previa contacte con nosotros. Le haremos un estudio completo para encontrar la mejor solución.